... ¿y si imprimimos algunas de nuestras fotos?

Todos tenemos una inmensidad de imágenes en el móvil en nuestro ordenador, en memorias USB y discos duros externos, pero, ... ¿cuántas tenemos impresas

Nos gusta repasar los álbumes de familia viendo fotos de otros tiempos y recordando momentos concretos. En los tiempos de la imagen digital y con la facilidad que nos dan todos los dispositivos actuales para obtener imágenes, acumulamos cientos, miles de fotos en nuestros sistemas, pero muy pocas impresas.
No se trata de tener todas las fotos impresas, ni mucho menos, pero sí es muy interesante disponer de una serie de fotos seleccionadas para tenerlas en nuestros marcos de sobremesa, en las paredes o formando parte de un álbum de recuerdos.

Es muy reconfortante al paso de los años, repasar un álbum de momentos vividos en compañía de nuestros seres cercanos y queridos.

nuevaimprenta.online
Momentos, recuerdos...
Siempre es difícil encontrar el momento para ordenar y clasificar nuestros recuerdos.
¡Ahora es un buen momento!
Es un esfuerzo que va a repercutir en nuestra propia satisfacción y seremos los primeros beneficiarios del mismo.

Existen bastantes comercios en el mercado que realizan estos trabajos. Si tienes alguno cerca de casa, ¡acude al mismo! y seguro que te atienden de forma precisa y cercana. La duda es donde encargamos el trabajo, como se lo presentamos y si nos van a aconsejar adecuadamente en el format y sistema de impresión, según las características de nuestras fotos.
Sino es así, hay plataformas en internet que ofrecen este tipo de servicio. Entre el maremágnum de posibilidades que os encontrareis en una sencilla búsqueda, os puedo destacar una de reciente puesta en marcha y que os aporta un trato cercano con sistemas de impresión de alta calidad: Es la de una nueva imprenta en línea.

Te ayudamos, nos gusta lo que hacemos.
Es una web limpia con las opciones fáciles de encontrar que, además, basa sus criterios de trabajo con principios de sostenibilidad. El reciclado y el empleo de materiales ecológicos son una prioridad en sus trabajos. En estos tiempos que hemos tomado conciencia del valor del medio ambiente, lo considero un valor añadido muy importante.


Dispone de la posibilidad de imprimir foto con calidad profesional en formatos grandes, y también de realizarnos un álbum de recuerdos con una encuadernación adecuada a nuestro presupuesto. Dicho álbum se puede personalizar incluyendo al lado de las fotos textos manuscritos vuestros, o textos que den detalles del porqué de las fotos y las personas que hay incluidas en la misma.
Algo que echo de menos en las fotografías familiares que recupero de los cajones y libros de mi padre, ¡es saber quiénes son los que están con él!
Evidentemente hay personas cercanas que conozco perfectamente, pero en esas fotos de sus viajes a congresos profesionales y de placer con mi madre, aparecen personas muy sonrientes que no conozco y me gustaría saber que relación tenían con mi padre. 
Recordad: es muy importante acompañar con algún pequeño texto las fotografías a incluir en nuestro álbum, nuestros hijos e incluso, nosotros mismos, lo agradeceremos con el paso del tiempo.
La organización por capítulos también es interesante, aunque, ante la duda, siempre es buena la opción de organizarlos cronológicamente. Al cabo del paso del tiempo, esta es la opción que más nos va a dar satisfacciones.

Hoy, excepcionalmente, no os traigo un fotógrafo especialista en alguna modalidad fotográfica. 
¡Los protagonistas sois vosotros!
Animaros, ¡ los recuerdos se vuelven importantes con el tiempo!

------------------
Te acompañamos paseando Madrid haciendo un reportaje fotográfico que te entregamos al final del día, en una memoria USB.

Confinamiento, fotografía de bodegón

Después de una larga temporada sin alimentar el blog, debido a causas personales, retomo la actividad de los post, aprovechando la circunstancia de confinamiento que vivimos actualmente.

Dada la necesidad de permanecer en el domicilio, me parece procedente traer la iniciativa para la realización de bodegones caseros. En casa tenemos más elementos interesantes para componer un bodegón de los que imaginamos.
Hoy os traigo un ejemplo de bodegón con tres elementos que hay en toda casa (o casi): cuchillo de cocina, tabla de cortar y un trozo de panceta.
Es un buen comienzo para practicar con un sencillo juego de iluminación. Vamos a utilizar un flexo doméstico y una cartulina blanca (ver gráfico), además de los protagonistas descritos del cuchillo de cocina, la tabla de cortar y la panceta.
Este ejercicio nos viene bien para avanzar en la comprensión de los efectos de la iluminación y su control. He de decir que se puede emplear una cámara de cualquier tipo para el ejercicio, incluyendo la cámara integrada en un smartphone.
Si usamos un smartphone, es aconsejable elegir el modo manual, para actuar de modo más preciso en nuestra composición.



Gráfico disposición de objetos
Gráfico disposición de objetos

La tabla la colocamos con cierto ángulo sobre nuestra cámara, estando su vértice derecho (según miramos) más cerca nuestro. La panceta la disponemos encima de la tabla con el ángulo inverso) es decir el extremo derecho de la panceta, más alejado de nosotros. Esta disposición en "V" de los objetos nos permitirá iluminar correctamente y darle volumen a nuestra composición.
El siguiente paso es situar un flexo que ilumine desde la parte trasera nuestra panceta, creando una sombra frontal en la misma. No ponerlo muy atrás. Calcular que la sombra sea más o menos la altura de la panceta.
Bodegón doméstico

El paso siguiente es sujetar el cuchillo en ángulo (aprovechando el borde de la tabla de cortar) y sujeto por el mango con cualquier objeto de la cocina (bote de arroz, por ejemplo). El cuchillo lo separamos unos 10-15 centímetros de la panceta. Con esta disposición conseguimos que nos refleje luz sobre el frente de la panceta y que no nos quede oscura.
Nos falta el toque final para que salga correctamente la hoja del cuchillo y es disponer una cartulina blanca, más o menos en frente del flexo, para que nos refleje la luz y podamos apreciar el detalle de la hoja de nuestro cuchillo.
La medición de la luz debe ser (como casi siempre en fotografía) en el punto del brillo y en esta caso, sobre exponer 0,5 sobre dicho valor.
El resultado debe parecerse a la imagen con la leyenda "Bodegón doméstico" que acompaña este post y no hemos necesitado poner un fondo continuo al hacer el encuadre picado situando la cámara por encima de la composición.

Hoy os traigo a un fotógrafo español especializado en bodegones de comida y retratos que me parece muy interesante que conozcáis su obra, Mikel Ponce. Podéis comprobar observando sus post en Instagram que no se necesitan muchos elementos para crear una imagen bella. Sí es importante el encuadre y la iluminación.

¡Animaros a experimentar!


------------------
Te acompañamos paseando Madrid haciendo un reportaje fotográfico que te entregamos al final del día, en una memoria USB.